Lo que circula por los medios

13 de octubre de 2008

La crisis rompió todos los esquemas. ¿Y la Argentina? Si los sojeros esperan...


Buenos Aires Económico
Por Eduardo Anguita
La crisis rompió todos los esquemas. ¿Y la Argentina?
10-10-2008 / Pocos hubieran imaginado cuando eligieron al socialista francés Dominique Strauss-Kahn al frente del FMI hace un año, que en estos días le tocaría ser el portador de las peores noticias para el mundo de las finanzas privadas.


Eduardo Anguita
Este jueves, al inaugurar la reunión anual del Fondo, Strauss-Kahn advirtió que se viene una recesión a escala mundial. Pero, además, contradijo todas los principios de los que los liberales en economía dicen ser devotos. En vez de culpar a los banqueros privados por arriesgar los títulos y acciones de los ahorristas, el ¿ex? socialista (¿qué será el socialismo en el siglo XXI para Strauss-Kahn?) dijo que para superar la actual crisis es fundamental recuperar la confianza y para ello es preciso capitalizar los bancos privados de las naciones más ricas del planeta.

La receta no es la austeridad de los gobiernos, el ajuste fiscal y el cuidado de las cuentas públicas -como siempre impusieron a naciones periféricas y de lo cual Argentina puede dar sobrado testimonio- sino directamente la inyección de fondos públicos en los bancos que tambalearon por especular con lo que ellos mismos denominan activos tóxicos. Esto es, la fórmula, cuando se trata de defender el corazón del sistema especulativo privado, es a la inversa: son los Estados, con los recursos de toda la comunidad, los que deben auxiliar a los bancos.

Hay una carrera de los Estados más poderosos por ganar posiciones en una puja para atraer a los capitalistas asustados que no saben dónde poner a resguardo sus activos. El primer ministro británico Gordon Brown dio el primer paso audaz: y anunció que el Estado compraría activos bancarios -una suerte de nacionalización- por una cifra cercana a los 100 mil millones de dólares. Aunque la Bolsa de Londres al rato mostró un retroceso, en los Estados Unidos fue leído como un intento de convertirse en una aspiradora de fondos que no saben cómo salir de Wall Street. Al día siguiente, el departamento del Tesoro de Bush ponía en marcha un plan similar. No había pasado una semana desde que el Congreso había votado el salvataje más caro de la historia de la humanidad, y agregaron más garantías al sistema bancario que tiene como contraparte a sólo unos pocos bancos muy concentrados del total de 10 mil entidades financieras norteamericanas.

Argentina, por una vez, mejor. Aldo Ferrer sostiene que nuestro país no está tan mal. Considera que Brasil está más expuesto. Una razón no necesariamente buscada lo asiste: "Argentina tiene pocos capitales de corto plazo, en cambio Brasil tiene muchos más". Esos dineros son los primeros en volver a los países centrales. "Con los Kirchner estamos fuera del mundo" se cansan de decir los lobbistas de los grandes intereses y lo repiten como loros muchos políticos que siempre visitan unas pocas y selectas embajadas.

Lo que pasó no fue un aislamiento deliberado sino una política de afirmación de intereses nacionales y de políticas de disciplina fiscal y comercial con un tipo de cambio competitivo. Claro, cuando Cristina Fernández decidió anunciar tanto la intención de cancelar la deuda con el Club de París como la búsqueda de una solución con los tenedores de títulos que quedaron fuera del canje de 2005, apareció el huracán.

Una crisis requiere austeridad. Pero que esa austeridad no puede desatender a los más postergados. Oh casualidad, La Nación del viernes 3 de octubre vaticinaba que ese mismo día el Gobierno anunciaría un aumento no remunerativo de 500 pesos. Una medida que, se sabía, estaba entre los reclamos de la CGT. Pero en manos del diario de los Mitre era una jugada encaminada a forzar a la Presidenta a tomar definiciones. De inmediato, las cámaras empresarias y varios gobernadores de provincias dijeron que eso no era posible. El propio Hugo Moyano debió salir a decir que no es momento para pedidos de ese tipo.

¿Hay algún frente peligroso? Sí lo hay. La moneda brasilera está en franca devaluación y eso es una amenaza para la integración con nuestro principal inversor y socio comercial. Con un real a 2,30/2,40 el dólar, como está ahora, no es el mismo panorama que cuando tenían el dólar a 1,60: ahora, los productos brasileros pueden entrar a la Argentina y desplazar la producción nacional. El canciller Jorge Taiana se puso en marcha y envió a Alfredo Chiaradía, el secretario de Relaciones Económicas de la cartera de Exteriores a Brasil, para promover una reunión de ministros del área de la región. También los empresarios y Moyano se pusieron en guardia.

¿Y el campo?. Pocas veces los hombres pensaron allá por el 9 de julio desde Rosario o desde el Monumento de los españoles ocho días después, un regreso sin gloria. Esta vez, sin apoyo social urbano, sin el interés ni la complicidad de la gran prensa y, como si fuera poco, con una cantidad de colgados a los que los hombres de la Sociedad Rural les tienen profunda antipatía, como son los representantes de grupos piqueteros enfrentados con el gobierno. Hicieron un abrazo al Congreso para el cual no tenían número suficiente, pidieron que no se voten los superpoderes en el Presupuesto 2009 pero casi ningún diputado los acompañó. Reclamaron que la Presidenta los recibiera pero no le hicieron llegar ni siquiera un petitorio concreto.

En estos días habrá anuncios dirigidos el sector, para asistir a los perjudicados por la sequía y con estímulos -menores retenciones- para quienes aumenten la producción de trigo o maíz o para quienes pasen de la soja a esos granos. Pero atención: el gobierno seguirá al detalle los niveles de rentabilidad del sector también en función de los precios internacionales de los granos. Lo que era la fiesta de los casi 600 dólares la tonelada tiene ahora un nivel por debajo de los 400, sin que los costos de los insumos bajen. Si los sojeros esperan que el Estado salga en su auxilio en el sentido de garantizarles una renta extraordinaria están equivocados. Deberán, como cualquiera que busca negocios de oportunidad, adecuar sus ganancias a los niveles de otros sectores. El Estado, que no quiere perder la posibilidad de cobrar derechos de exportación, no los dejará hundir, que es algo muy distinto a ser su socio disciplinado.

El Gobierno de Cristina, al igual que su predecesor, abre los mecanismos para las pujas de ingresos y las negociaciones sectoriales. Eso es una cosa distinta a ser el Estado bobo que añoran los rentistas.
2

http://www.elargentino.com/nota-10077-La-crisis-rompio-todos-los-esquemas-Y-la-Argentina.html

relacionadas:

LOS FRENTES - EL ESTABLISHMENT Y LOS PERIODISTAS

Cristina: “Seguiremos con los pilares básicos del modelo”

Brasil culpa a especuladores por la caída del real y envía señales de entendimiento

Brasil culpa a especuladores por la caída del real...

El silencio, a veces, es salud - QUIEN LO DICE??? -

EL CAMPO SE QUEDO SIN LOS AUTOCONVOCADOS Y LOS CACEROLEROS

Exégesis de un cipayo - Dice el cipayo: “El ‘efecto jazz’ está haciendo bailar a la Presidenta, a su gobierno y a los argentinos en general. -

Lula quiere convocar una reunión de emergencia del Mercosur -

En el cielo las estrellas, en el campo las espinas... - Oct 07 "Aparte no es el sector agropecuario sino el daño que le estamos haciendo

“Qué ironías de la vida, por años los países ricos nos quisieron enseñar a modernizar nuestros mercados” - Oct 07Martes, 07 de Octubre de 2008EL PAIS › ENTREVISTA EXCLUSIVA A LA

Buzzi: "no contribuya a confundir a la opinión publica, ta" Echegaray responde

Todos destacan la devaluación del real en Brasil y la “fuerte” intervención del BCRA

La batalla de todos nosotros en Argentina

0 comentarios:

Entrada destacada

¿No se crearon puestos de trabajo en los últimos 4 años?

Víctor Hugo transmitió en vivo. 9 de septiembre a las 8:50 · Facebook Mentions · Es #falso que en los últimos años no se creó #emple...

Blog Archive

Etiquetas