Lo que circula por los medios

13 de julio de 2011

¿El voto satisfecho? - Voces de la CABA post elecciones 10 de Julio


Hay quienes hablan del voto satisfecho...
Fito Paez, Luisa Valenzuela, Puceiro, Victor Hugo Morales... voces de la ciudad... 



Victor Hugo Morales 13072011 La Mañana parte 1

13072011VHM Fito Paez 1 by registromundo


Victor Hugo Morales 13072011 La Mañana parte 2 oyentes y editorial

13072011 VHM fito by registromundo

-----------
Vargas LLosa 

Vargas Llosa: "¿Cómo pueden estar los Kirchner gobernando Argentina?"



Nota Vargas LLosa abajo
-------------------------------------
Enrique Zuleta Puceiro MARTES 12/07/11

En los múltiples análisis de los guarismos que se desataron por todos los medios, Enrique Zuleta Puceiro entendió que la de Buenos Aires “es una sociedad satisfecha, escéptica, muy informada, muy independiente, autónoma y en el fondo cree que la política no le cambia la vida a nadie. Le puede perjudicar y complicar. Analiza mucho la conveniencia”.

http://www.elcomercio.com/mundo/Macri-Filmus-espejo-Argentina_0_515348643.html
-----------------------------
Martes, 12 de julio de 2011 | Hoy
La Mitad
Por Fito Páez *

Nunca Buenos Aires estuvo menos misteriosa que hoy. Nunca estuvo más lejos de ser esa ciudad deseada por todos. Hoy hecha un estropajo, convertida en una feria de globos que vende libros igual que hamburguesas, la mitad de sus habitantes vuelve a celebrar su fiesta de pequeñas conveniencias. A la mitad de los porteños le gusta tener el bolsillo lleno, a costa de qué, no importa. A la mitad de los porteños le encanta aparentar más que ser. No porque no puedan. Es que no quieren ser. Y lo que esa mitad está siendo o en lo que se está transformando, cada vez con más vehemencia desde hace unas décadas, repugna. Hablo por la aplastante mayoría macrista que se impuso con el límpido voto republicano, que hoy probablemente se esconda bajo algún disfraz progresista, como lo hicieron los que “no votaron a Menem la segunda vez”, por la vergüenza que implica saberse mezquinos.

Aquí la mitad de los porteños prefiere seguir intentando resolver el mundo desde las mesas de los bares, los taxis, atontándose cada vez más con profetas del vacío disfrazados de entretenedores familiares televisivos porque “a la gente le gusta divertirse”, asistir a cualquier evento público a cambio de aparecer en una fotografía en revistas de ¿moda?, sentirse molesto ante cualquier idea ligada a los derechos humanos, casi como si se hablara de “lo que no se puede nombrar” o pasar el día tuiteando estupideces que no le interesan a nadie. Mirar para otro lado si es necesario y afecta los intereses morales y económicos del jefe de la tribu y siempre, siempre hacer caso a lo que mandan Dios y las buenas costumbres.

Da asco la mitad de Buenos Aires. Hace tiempo que lo vengo sintiendo. Es difícil de diagnosticarse algo tan pesado. Pero por el momento no cabe otra. Dícese así: “Repulsión por la mitad de una ciudad que supo ser maravillosa con gente maravillosa”, “efecto de decepción profunda ante la necedad general de una ciudad que supo ser modelo de casa y vanguardia en el mundo entero”, “acceso de risa histérica que aniquila el humor y conduce a la sicosis”, “efecto manicomio”. Siento que el cuerpo celeste de la ciudad se retuerce en arcadas al ver a toda esta jauría de ineptos e incapaces llevar por sus calles una corona de oro, que hoy les corresponde por el voto popular pero que no está hecha a su medida.

No quiero eufemismos.

Buenos Aires quiere un gobierno de derechas. Pero de derechas con paperas. Simplones escondiéndose detrás de la máscara siniestra de las fuerzas ocultas inmanentes de la Argentina, que no van a entregar tan fácilmente lo que siempre tuvieron: las riendas del dolor, la ignorancia y la hipocresía de este país. Gente con ideas para pocos. Gente egoísta. Gente sin swing. Eso es lo que la mitad de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires quiere para sí misma.

* Vecino de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

http://www.pagina12.com.ar/diario/contratapa/13-172084-2011-07-12.html

**********************
Martes, 12 de julio de 2011 | Hoy

EL PAIS › OPINION
Puros globos



Por Luisa Valenzuela

Tengo miedo. En tanto porteña, tengo miedo. ¿Cómo se puede vivir en una gran ciudad donde la mayoría de sus habitantes adultos se resiste a escuchar los datos concretos de la realidad? A los escritores se nos acusa de dejarnos llevar por la ficción, pero no es cierto, más bien todo lo contrario: puesto que habitamos ambos mundos sabemos muy bien diferenciarlos. En cambio, ahora, acá, triunfaron los espejitos de colores. A saber: cuando los canales abiertos nos daban las imágenes simultáneas del bunker de Macri y el de Filmus, no hay duda de que dadas muy distintas circunstancias yo habría preferido estar en el de los globos y la música. Me encanta el Carnaval, sí, pero sé leer entrelíneas y además veo toda la película y, como muchos, por suerte, comprendo que esto no es un Carnaval, esto es en serio. La mayoría de los porteños parece no verlo así.

Aquella vieja tendencia argentina de deslumbrarse por espejismos imposibles, de dejarse engatusar por reiteradas e incumplidas promesas, esa necesidad de gratificación inmediata y la atención puesta en la mera expresión de deseos, parece haberse concentrado en la antigua Capital Federal. La hoy Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que para marcar a fuego su autonomía decide por el momento nadar contra la corriente. Lo cual sería una actitud positiva si no tuviéramos conciencia de que esta particular corriente nos lleva cuanto menos al garete, con amenaza de posible naufragio. No viene al caso nombrar las falencias de un hombre que está procesado por escuchas ilegales, a quien le llevó numerosos graves desaciertos encontrar adecuados ministro de Cultura y jefe de la Policía Metropolitana, que desatendió escuelas y hospitales invirtiendo tan sólo una magra porción del presupuesto.

Mi miedo por lo tanto no se debe al tan inflado tema de la inseguridad. Pero inflado es la palabra en más de un sentido. Globos de colores, es eso lo que en este momento está circulando por el aire capitalino. Y nos dejamos arrastrar por ellos como quien quisiera elevarse en el aire y emprender un vuelo triunfal remedando la tan mentada águila guerrera de nuestra infancia y de la siempre por nosotros desafinada canción “Aurora”. Hay otros temas para revivir en este caso, o mejor dicho otros términos. Un globo, ¿recuerdan?, solía ser sinónimo de mentira. El mentiroso era un “globero”. El concepto es claro, alude al puro aire. De eso se trata y no lo entendemos, pobre Buenos Aires; por hacer honor a su nombre se la puede llevar el viento.

Ya vivimos los tiempos de dejarnos hechizar por la farándula. ¿A qué repetirlos? Pero pareceríamos destinados al eterno retorno desde otro lugar, por suerte más acotado. Las visiones del bunker de Macri me traen también a la memoria al inefable Landrú!, el nuestro, el que escribe su nombre con signo de admiración sólo al final, cosa que tiene su lógica interna porque es desaconsejable admirar a ciegas. No es el caso. Porque están ahí, esos miembros de la GCU, la “Gente Como Uno” de la que tanto se burlaba el humorista. Y están los miles de cholulos que quieren acercarse a ese dorado sueño hecho de globos de colores y de baile para participar también ellos y ellas de la fiesta, sin pensar que las fiestas suelen ser para pocos y nunca son en exceso duraderas. Y lo digo con dolor porque me encantan las fiestas, pero de otro tipo, esas donde no se juega el destino de los que quedan fuera.

Eso sí, conviene escuchar las señales. No es el cínico síndrome “si no hay pan démosles pasteles”, todo lo contrario, porque pan parecería haber, pero los pasteles, si bien no alcanzan para todos, resultan mucho más vistosos. Y puesto que estamos en un momento de cierta holgura y despreocupación (digamos) debemos reconocer que la alegría vende, lo cual no está del todo mal. La familiaridad también. Así, invito a los contrincantes a sacar las serpentinas. Piensen en eso de Mauricio, o Pino, todos como compañeros no del peronismo, sino de la escuela. Amigos. Aleluya. Ya no serás más mi Filmus, ahora te llamaremos Dani.

A ella la seguiremos llamando CABA, cuidándola a conciencia en medio de la fiesta. Cuidándola para que no termine con una letra A delante de su nombre. Ciudad Autónoma, sí, cabeza de Goliat, pero sólidamente adherida al cuerpo que es el país y también piensa. Es cierto que en Manhattan, cuando ganaban los republicanos, sus habitantes más esclarecidos proponían cortar todos los puentes para que esa pequeña isla superpoblada, brillante, iconoclasta e internacional pudiera salir navegando por su cuenta. Un destino que no le cabe a nuestra gigantesca y bella urbe. Por lo cual, y dadas las breves consideraciones aquí planteadas, sería dable proponer que si el presente jefe de Gobierno gana el ballottage (o balotaje) con lágrimas en los ojos mudemos no más la capital a Viedma.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-172068-2011-07-12.html

**************************

MACRI PUBLICIDAD CON FONDOS PUBLICOS Y PAUTA PUBLICITARIA - Jan 15

PARA SABER: LA SEGURIDAD INTERIOR - POLICIA FEDERAL - POLICIA METROPOLITANA - Dec 14

 ¿Para Macri no es serio que se lo investigue a él o a su gestión? - 02 Jul
Allanaron el Ministerio de...(mas)

En TN solo a Dos Voces y sin debate - 01 Jul
En TN solo a Dos Voces y sin...(mas)

DEBATE EN LA CIUDAD DE TODOS LOS CANDIDATOS MENOS MACRI - 28 Jun
Martes, 21 de Junio de 2011...(mas)


May-28-2011
May-28-2011

*****************

Miércoles, 13 de Julio de 2011 08:32 Rate this item1 2 3 4 5 (0 votes)
Vamos para adelante

Aportes para una campaña permanente*
Por Enrique M. Martínez (Actual Presidente del INTI)



Los momentos electorales son fascinantes para quienes sentimos pasión por la política. Antes de la elección, armamos nuestro cuadro de situación, definiendo nuestros objetivos de largo plazo y de coyuntura y una estrategia para lograrlos. Después de la elección, cuando los resultados no coinciden con lo esperado, aparecen las explicaciones de lo que realmente sucedió y la discusión de cómo podría ser diferente la próxima vez.
En eso estamos, esta vez, con las elecciones de Jefe de Gobierno en la CABA. Y no me refiero solo a quienes tenemos identificación con el Frente para la Victoria. Todos y cada uno de los que se presentaron, salvo el PRO, están por estos días preguntándose qué pasó. Hasta Alejandro Biondini, que obtuvo la para mí exagerada suma de 2500 votos, debe pensar que su microclima previo le insinuaba más adictos.

¿Y qué pasó? Que tuvimos una elección en una muestra de alrededor del 8% de la población argentina, que no es representativa de algo que no se si existe, a lo que pudiéramos llamar “promedio argentino”. La CABA tiene un ingreso per cápita que es más de 13 veces el de Formosa o Chaco, mientras la diferencia entre la Inglaterra rica y el Gales pobre no llega a 2, en el Reino Unido.
Las asimetrías argentinas son muy fuertes todavía. Buenos Aires es la ciudad rica, europea, beneficiaria de un sistema de producción y comercio que fue colonial y hoy es capitalista con baja regulación. La concentración de poder político y económico de toda la Nación, pero en este espacio, es muy grande y su consecuencia es que la infraestructura disponible es muy superior al resto del país, aunque los habitantes muchas veces tengan dificultad para percibirlo, por el simple hecho que uno está dentro del espacio y no se mira desde afuera.

Los sectores medios y superiores viven bien aquí. Y se han acostumbrado a lo largo de generaciones a no confiar en los gobiernos. No confiaron en el peronismo, porque buena parte de nuestra prédica terminó imputando a esta fracción social parte de los males de los más humildes, cuando éstos son culpa del sistema económico y social en el que vivimos, que no es definido por el gerente de banco o el comerciante exitoso, sino en todo caso aprovechado por ellos. Como atenuante del peronismo, queda el hecho que los sectores pudientes siempre se sienten temerosos de que la torta no alcance para todos y por lo tanto se les saque a ellos para que los pobres vivan mejor, en un juego de suma cero.

Tampoco confían hoy en sus representantes más sentidos, como Domingo Cavallo o los grandes bancos, que les hicieron ganar dinero con la especulación financiera y luego los dejaron en el corralito. Buena parte, en verdad, cree que el mejor gobierno es el que menos existe, el que se limita a razonar como un administrador de consorcio, que saca la basura y pinta cada tanto el edificio. Sobre todo cuando la economía anda bien y a ellos, casi automáticamente, les va mejor que al resto.
Y Mauricio Macri piensa lo mismo. “Juntos venimos bien” es una consigna genial si no fuera que es profundamente conservadora. Su eficacia proviene de que más que crearla Macri, parece inventada por cada uno de sus votantes, hablando con su familia. ¿Para que pensar en cambiar nada si venimos bien?
Por extensión, para qué interesarse por elecciones? A principios de este mes el 86% no sabía que se elegían comuneros.

El 47% del electorado votó por lo que podríamos llamar un “kit de gobierno básico”. Lo más chico posible, sacando de encima lo que molesta – desde la basura a los chorros – y sin meterse en nuestras casas o nuestras vidas. En algún otro lado he pasado a calificar estas conductas. Oligarcas o proto fascistas, dije. La verdad, es un error. Es usar calificaciones morales o éticas que ocultan la descripción más simple y cruda: ciudadanos que creen que la política no les aporta nada, que todo su éxito lo deben a ellos mismos, incluso a pesar de los sucesivos gobiernos. Repito: Mauricio Macri piensa lo mismo. No construyó la ideología. Se sumó a ella y la representa, como uno de sus productos “exitosos”.

¿Y entonces? Quienes creemos que un país debe ser integrado y para ello sus relaciones sociales deben ser justas, la idea Macri no nos cierra en absoluto. Eso significa que nuestras diferencias no surgen solo de pensar que nuestros compañeros harían mejor que el PRO la gestión que éste promete. Pensamos que además de los subtes y un mejor metrobús, se debería hacer otras cosas.
En particular, se debería ayudar a nacionalizar a los sectores medios porteños. Esto quiere decir construir escenarios donde aparezcan compromisos con la calidad de vida, no solo de los porteños pobres, sino del resto de los habitantes del país, que no deterioren la situación de los porteños pudientes, pero hagan que su trabajo ayude a que también los demás estén mejor.

Se puede encarar de varias puntas. Una importante sería – cómo se hace con el camino del vino o de los quesos – organizar un camino de la basura o de los desechos cloacales. Construir los videos que hagan falta para mostrar cómo la basura o el desecho cloacal de cada una de nuestras casas hoy se acumula y traslada hasta embromar la vida de centenares de miles de bonaerenses. Explicar cómo sería distinto, si un gobierno local diseñara otro sistema. Explicar también, y finalmente, como eso no solo sacaría el pie del cuello de los que hoy están perjudicados sino que beneficiaría la calidad de vida de los porteños.
Lo mismo sucedería si mostráramos como el trabajo esclavo de un peruano o boliviano lleva a que los sectores medios compren barato en La Salada o en la calle Avellaneda, pero a la vez deja sin cobertura social al emigrante y lo lleva a recargar los hospitales, lo cual molesta a los porteños. El vínculo de una cosa con otra debería facilitar soluciones al conjunto, que necesitan un gobierno presente y no uno mínimo o ausente.

Por la positiva, los sectores medios que hoy no necesitan de un Estado podrían ser invitados a sumarse a centros de comercialización nacional e internacional de productos de todo el país, ubicados en media docena de zonas de la Ciudad, donde se utilice el carácter de vidriera de esta hermosa urbe, para eliminar intermediaciones tan oprobiosas que terminan destruyendo las industrias de bienes de consumo de las provincias. En lugar de pensar que hay que cerrarse para que no nos invadan, como tiende a sentir el pudiente satisfecho, deberíamos sumar a parte de esos sectores para que ayuden a vincular la producción del resto del país al consumo de la región metropolitana y a través de el al resto del mundo.

Hay más y más ejemplos del mismo concepto central. Venimos bien. Tiene razón Macri. Solo que hace falta que todos vengan bien, porque si no esa bonanza tiene patas cortas. En lugar de encerrarse en sí mismos, los porteños deben conocer a quienes está perjudicando su modo de vida y hacer los cambios que corresponda. En paralelo, deben conocer a quienes puede ayudar esta ciudad, ayudándose a sí misma y asumiéndose como líder nacional, más que como el lugar que el resto del país envidia.
Para que eso suceda no basta con poco gobierno. Hace falta otro gobierno, con los sectores medios, que hoy vienen bien, dentro de él.

*El presente artículo fue escrito para el diario Tiempo Argentino y se encuentra en espera de publicación

http://www.lapistaoculta.com.ar/index.php?option=com_k2&view=item&id=856:vamos-para-adelante&Itemid=164

**
Fito Paez es demandado por discriminación
El cantautor está acusado de ofender a los habitantes de Buenos Aires al expresar que le daban asco los bonaerenses que votaron por el derechista Mauricio Macri, en las pasadas elecciones

CONFLICTO El cantante enfrentará una demanda por presunta discriminación hacia ciudadanos de Buenos Aires (
El cantautor argentino Fito Páez fue demandado hoy por supuesta discriminación por haber dicho que le daban 'asco' los bonaerenses que el pasado domingo votaron por el derechista Mauricio Macri para jefe de Gobierno de la ciudad.

La organización 'Defendamos Buenos Aires' presentó este miércoles una denuncia en el Instituto Nacional contra la Discriminación en contra de Páez, a quien acusaron de 'ofender nada menos que a un millón y medio de porteños " que apoyan la reelección de Macri.

'Páez es una persona instruida y en uso de sus facultades mentales que tiene el claro objetivo de discriminar" , señaló el texto de la querella judicial.

El pasado domingo, Macri ganó las elecciones con el 47 por ciento de los votos, contra el 27 que obtuvo el candidato progresista Daniel Filmus, aunque ambos se medirán en una segunda vuelta el próximo 31 de julio por no haber conseguido un contundente 50 por ciento.

La víspera, Páez publicó en el diario 'Página 12' una columna titulada 'La mitad' en la que denostó a los 'porteños', como son llamados los habitantes de esta capital, que votaron a favor de Macri pese a los nulos resultados de su gestión en los últimos cuatro años.

'Da asco la mitad de Buenos Aires. Hace tiempo que lo vengo sintiendo. Es difícil de diagnosticarse algo tan pesado. Pero por el momento no cabe otra. Dícese así: Repulsión por la mitad de una ciudad que supo ser maravillosa con gente maravillosa', escribió.

El autor de 'Yo vengo a ofrecer mi corazón' y 'Dar es dar' añadió que sentía el 'efecto de decepción profunda ante la necedad general de una ciudad que supo ser modelo de casa y vanguardia en el mundo entero'.

Páez lamentó que Buenos Aires quiera 'un gobierno de derechas.

Simplones escondiéndose detrás de la máscara siniestra que no van a entregar tan fácilmente lo que siempre tuvieron: las riendas del dolor, la ignorancia y la hipocresía de este país'.

Las duras críticas del artista a quienes votaron por Macri desataron un debate nacional porque representan el sentir de parte de la población, aunque pueden terminar afectando aún más la campaña de Filmus rumbo a la segunda vuelta electoral.

El propio candidato aclaró que respetaba pero no compartía los dichos del cantante argentino, porque no se puede insultar a los votantes, sino tratar de convencerlos con propuestas políticas.

arh


***
Vargas LLosa



Vargas Llosa: "¿Cómo pueden estar los Kirchner gobernando Argentina?"
En un reportaje exclusivo con PERFIL en 2009, el flamante Nobel de Literatura castigó al peronismo y a los K: "Elegirlos es entercarse en el error". El audio.



07.10.2010 | 15:41


Vargas Llosa analizó a la Argentina. | Fuente:Cedoc
El escritor y ganador del Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, participó a comienzos de 2009 de un encuentro de líderes liberales en Caracas, Venezuela. Allí fue entrevistado por el periodista de PERFIL, Ceferino Reato. El escritor peruano no se guardó nada y realizó un análisis crítico de la situación en Argentina.

Consideró que le parecía "un país indescifrable" que pasó de ser próspero a "caótico y empobrecido". Además, criticó duramente al peronismo, movimiento que llamó "el error". Por último, guardó un momento dedicado al matrimonio presidencial: "¿Cómo puede estar una pareja como los Kirchner gobernando ese país?", se preguntó.

De próspero a pobre. "Siempre entro en la confusión cada vez que me preguntan por Argentina. Para mi Argentina es indescifrable. Un país que era democrático cuando tres cuartas partes no lo eran. Un país que era próspero, una de las sociedades más prósperas del mundo cuando América Latina era un continente de hambrientos, de atrasados. El primer país que acaba con el analfabetismo en el mundo no es Estados Unidos, no es Francia, es Argentina. Crea un sistema educativo que es un ejemplo para el mundo, que es un instrumento extraordinario de creación de igualdad de oportunidades para todos los ciudadanos", analizó.

Vargas Llosa se preguntó luego cómo sucedió que este "país de vanguardia es el país subdesarrollado, caótico, empobrecido que es. ¿Qué pasó? ¿Alguien los invadió? ¿Estuvieron enfrascados en alguna guerra terrible? No, los argentinos eligieron a lo largo de medio siglo las peores opciones y siguieron eligiéndolas a pesar de todas las experiencias. Y ese es el peronismo. El peronismo es elegir el error, perseverar en el error, entercarse en el error a pesar de las catástrofes tras las catástrofes que ha sido la historia argentina moderna. Entonces, ¿cómo se entiende? Un país de gente culta, absolutamente privilegiado, una pequeña minoría de habitantes en un enorme país que es un continente dotado de todos los recursos naturales del mundo, ¿por qué no son el primer país de la tierra? ¿Por qué no tienen los mismos niveles de vida que Suiza?", se preguntó.

Al momento de encontrar una respuesta, el peruano señaló: "Porque los argentinos no han querido. Han querido ser pobres, vivir bajo dictaduras, han querido vivir dentro del mercantilismo más espantoso. Hay una responsabilidad del pueblo argentino en lo que ha ocurrido. Es lo que tendría que reconocer Argentina. Nadie les hizo lo que tienen. Lo hicieron ellos, lo construyeron ellos. A mí me espanta lo que ha ocurrido en Argentina. Porque yo me acuerdo la primera vez que fui a Argentina me quedé maravillado con el nivel de cultura que tenía la Argentina, era un país de clase media, practicamente no había pobres en el sentido latinoamericano de la pobreza".

Luego de esas palabras, Vargas Llosa no ocultó su enojo contra el matrimonio K al preguntarse "¿cómo puede estar una pareja como los Kirchner gobernando ese país? Q ue degradación: política, intelectual ¿Cómo es posible? Por eso para mí es un galimatías indescifrable".

Las palabras entre el periodista y el escritor se dieron cuando aún no había obtenido el Nobel. Por esa razón, se dio un diálogo interesante cuando PERFIL le preguntó por qué no ganaba el premio de Literatura:

- "Traslade usted la pregunta a quien corresponda", respondió.

- ¿Le pasará como a Borges? Borges tampoco ganó el premio. No será que esta predica liberal...

- Es malo que los escritores hablen del premio Nobel, es malo para el estilo, se estropea el estilo.

Tras esa frase, Vargas Llosa siguió hablando pero de otros temas. El análisis sobre la Argentina ya estaba hecho.

http://www.perfil.com/contenidos/2010/10/07/noticia_0018.html

************
****


Cristina y Amado Boudou es la formula del FPV - 26 Jun
Sábado, 25 de Junio de 2011...(mas)

Marcela y Fellipe deberán entregar muestras de ADN - 23 Jun
La Jueza Federal Sandro...(mas)

CFK 2011!! - 21 Jun
Inauguración de una nueva...(mas)

¿A dónde irán los besos? Alfonsín - De Narváez - 20 Jun
Alfonsín y De Narváez en su...(mas)

El poder tiránico de los medios - Réplica de Víctor Hugo Morales - 18 Jun
Víctor Hugo Morales le...(mas)

EL BANCO NACIONAL DE DATOS GENETICOS - Ley 26.548 - Ley 26.549 - 18 Jun
BANCO NACIONAL DE DATOS...(mas)

Marcela y Felipe Noble Herrera aceptarán comparar su ADN - 18 Jun
Viernes, 17 de Junio de 2011...(mas)

Para Clarín se trató de un insólito operativo - 17 Jun
Martes, 14 de Junio de 2011...(mas)

¿De qué está convencido Ricardo Alfonsín? Alianzas sobre críticas - 16 Jun
Jueves, 16 de Junio de 2011...(mas)

CFK entregó su DNI a James Peck nacido en Malvinas e inauguró el helipuerto Roberto Mario Fiorito - 15 Jun
 La presidenta Cristina...(mas)

Diario Crónica denuncia peraciones mediáticas del Grupo Clarín - 13 Jun
Lunes, 13 de Junio de 2011...(mas)

Organismos de derechos se expresaron en defensa de Madres - 12 Jun
Abuelas de Plaza de Mayo,...(mas)

"Exigo que el canal Todo Noticias (TN) deje de inventar declaraciones que yo no hice" - 11 Jun
"Exigo que el canal Todo...(mas)

Se lanzó el Aquarius - El satelite Argentino en orbita - 10 Jun
El post tendra...(mas)

Jorge Rial - Hebe de Bonafini - ¿Rial no acepta un no? - 10 Jun
¿Hacerse pasar por otro para...(mas)

Schoklender - Siderar ¿Sobre cuál de estos temas habló Carrió en TN? ¿TN Todos los temas? - 09 Jun
Si el tema pasa  por los...(mas)

Los giros de Vargas Llosa con respecto a las elecciones en el Perú - 09 Jun
Miércoles, 08 de Junio de...(mas)

Causa Noble: Querellas y Casación - Pedidos de aclaratoria y Nulidad - Respuesta Casación - 09 Jun
Martes, 07 de Junio de 2011...(mas)

Eduardo Aliverti: Sobre ellos y nosotros - Aliverti a Lanata - 06 Jun
Lunes, 06 de junio de...(mas)

Victor Hugo Morales con Hebe de Bonafini - 06 Jun
...(mas)

0 comentarios:

Entrada destacada

¿No se crearon puestos de trabajo en los últimos 4 años?

Víctor Hugo transmitió en vivo. 9 de septiembre a las 8:50 · Facebook Mentions · Es #falso que en los últimos años no se creó #emple...

Blog Archive

Etiquetas