Lo que circula por los medios

Registro de una época...

4 de julio de 2008

Mauricio Macri 6 Meses de Gestión - LOS ESPACIOS PUBLICOS - parte 2









Sociedad



DOBLE COMANDO EN LA CIUDAD


Critican a Macri por gestión del espacio


El coordinador de la Proto Comuna Caballito contrapuso la rapidez para prohibir
la carpa K a la lentitud para quitar un showroom ilegal.
24.06.2008

Gustavo Desplats asegura que el gobierno porteño mide de distintas formas a los actores del espacio público en Buenos Aires. (Gentileza Proto Comuna Caballito).


Para Gustavo Desplats, coordinador de la Proto Comuna Caballito, “hay un manejo político y una vara discrecional” en el manejo del espacio público porteño. El gobierno de Mauricio Macri, “en un lugar visible, plantea cumplir con la ley a rajatabla, sin tener en cuenta lo que está pasando hace cien días con el campo”, se quejó a Críticadigital.En una carta de lectores publicada hoy en Crítica de la Argentina, Desplats señala que “mientras ya hace 20 días el ONABE [Organismo Nacional de Administración de Bienes] intimó a la Ciudad a solucionar la ocupación del terreno público”, el Gobierno porteño “ordena el desalojo de carpas armadas por organizaciones políticas y sociales que intentan esclarecer a la sociedad sobre la problemática de la sojización”.Se refería, por un lado, al emplazamiento ilegal de un showroom sobre un terrenos públicos en Caballito, y por el otro, a la decisión de Mauricio Macri de evitar la instalación de una carpa kirchnerista en el Congreso.El pedido de informe de legisladores kirchneristas a los responsables de la instalación del showroom “está cajoneado” y “el Poder Ejecutivo se empeña en desconocer la intimación de la ONABE”, aseguró Desplats, quien agrega que su reclamo para desalojar el local “tuvo muy buena recepción en el despacho de los diputados Victoria Donda, Patricia Vaca Narvaja y Edgardo Depetri, quienes pedirán un nuevo informe” la semana que viene, después de tratar las polémicas retenciones móviles.



CONSTRUCCIÓN ILEGAL
Piden desalojo de amigo de Macri


Una constructora de Nicolás Caputo, un íntimo amigo del jefe de Gobierno porteño, había ocupado un terreno en forma irregular en Caballito. Un organismo de control exige que se libere el predio.
18.06.2008
Tras la denuncia de un grupo de vecinos, el Organismo Nacional de Administración de Bienes del Estado (ONABE) ordenó al gobierno porteño a liberar el showroom que instaló Nicolás Caputo en terrenos ubicados en las cercanías del complejo habitacional que se construye en Caballito , en instalaciones de la ex molinera Morixe, por ser terrenos fiscales. Adrián Merlo, gerente institucional del ONABE explicó que "la ocupación que Caputo Construcciones hizo del predio donde instaló el departamento modelo está fuera del marco legal. Intimamos al gobierno a liberar ese terreno, ya que este organismo se lo cedió en tenencia precaria en 2000". "Constatamos que el salón de ventas se encuentra en un terreno propiedad del Onabe, pero cedido con una tenencia precaria al gobierno de la ciudad para la realización del Corredor Verde del Oeste", dijo Merlo. Gustavo Desplats, referente de Proto Comuna Caballito, la organización no gubernamental que radicó la denuncia, dijo a Críticadigital que: “El 3 de junio fuimos al ONABE a pedir que controle esa construcción porque consideramos que de forma ilegal se instalaron en nuestro barrio, además destruyeron arboles”. Ahora, el organismo le pidió al gobierno porteño que libere ese terreno que había sido cedido en el año 2000.Allegados a Macri niegan que exista responsabilidad de la actual administración sobre el inmueble y señalan que "hay un juicio por la posesión de esos terrenos".

http://www.criticadigital.com/index.php?secc=nota&nid=5894








--------------

La torre de Caputo, la excepción de Caballito






Mientras la Legislatura limita la construcción en el barrio, el proyecto “Dosplaza” del constructor prevé dos torres de 33 pisos y una gran plaza de 10 mil m2. Dudas sobre la autorización de AySA, el impacto ambiental y la apropiación de tierras estatales.



Buenos Aires, lapolíticaonline, 23/05/08, 19:47



La situación edilicia en Caballito no da para más. Desde hace algún tiempo el poder Ejecutivo de la Ciudad y -desde ayer- la Legislatura porteña limitan la construcción en la zona para paliar el incesante crecimiento de uno de los barrios más afectados por el boom inmobiliario. Boom que tiene al constructor Nicolás Caputo como estrella ya no sólo en Puerto Madero sino que, justamente, ahora puso su pie en el hermoso Caballito.

El polémico proyecto de la firma Caputo S.A. se llama “Dosplaza”, se ubica en la manzana que forman las calles Martín de Gainza, Federico García Lorca, Yerbal y la avenida Avellaneda y prevé la construcción de “dos torres de 33 pisos, un subsuelo y un total de 528 unidades de vivienda y en la planta baja una gran plaza de 10.000 m2”, según el documento que la compañía presentó ante la Comisión Nacional de Valores y al que accedió en exclusiva La Política Online.

El mismo documento aclara que “el monto de los trabajos a ejecutar mediante un sistema mixto de ajuste alzado y coste y costas es de $93.517.000 más IVA” y el plazo de construcción quedó establecido en 30 meses. El “comitente –según define el escrito- es la sociedad vinculada Caballito S.A.”. Toda esta información, además, ya figura online en la página oficial de Caputo S.A.

La Política Online citó para la investigación de esta obra a Gustavo Desplats, de la asociación vecinal Proto Comuna Caballito, quien entregó datos y muchas dudas sobre el proyecto del empresario e íntimo amigo del jefe de Gobierno, Mauricio Macri.

Entre las cosas que contó, arrancó con un dato color. “El show room de ventas lo han edificado sobre terrenos públicos. Lo podés constatar con los planos del Corredor Verde del Oeste”, empezó.

“Molinos Molixe –la ex propietaria de esos terrenos-, por una cuestión de seguridad hace unos 20 o 25 años atrás avanzó con una reja sobre terrenos que son nacionales, para evitar que se utilizarán sus propios terrenos. Cómo dejó un espacio para que la gente caminara, nadie realizó ningún tipo de pedido sobre estos terrenos. Este es un terreno verde, de tierra, con árboles, con una frondosa vegetación”, siguió el vecino haciendo un poco de historia sobre el predio.

“Hace un par de meses, antes de que empezara la obra, a nosotros nos sorprendió mucho que talaran árboles centenarios, lo demolieron y ahora hicieron un tinglado sobre la zona donde está el show room de ventas de los departamentos, sobre tierras pertenecientes al Estado nacional. Esta es la primera irregularidad que encontramos”, sentenció.

El 220

El 13 de noviembre de 2006, el ex mandatario comunal Jorge Telerman firmó el decreto 1929/06 el cual marcó una sentencia clara de la situación de Caballito y otros cuatro barrios de la ciudad. El mismo suspendió por noventa días “el trámite de los permisos de obra nueva o ampliación que se inicien ante la Dirección General de Fiscalización de Obras y Catastro” en los barrios de “Villa Urquiza, Coghlan, Núñez, Palermo, Villa Pueyrredón y Caballito”.

Esto de determinó porque la crítica e irrefrenable situación requería “la adopción de medidas que permitan evaluar los efectos sobre la infraestructura de servicios disponibles, en atención a la calidad de vida de la población y a la identidad de cada uno de los barrios involucrados”. A su vez, ordenaba “realizar en un plazo perentorio un estudio de las infraestructuras existentes en calidad y cantidad y su capacidad de absorción de una demanda poblacional en crecimiento continuo”.

El resultado de ese estudio concluyó en el decreto 220 firmado por el mismo Telerman el 9 de febrero de 2007. Allí aclaraba que “para obtener un permiso de obra nueva o ampliación de obra que incorpore superficie habitable con destino a vivienda multifamiliar o colectiva cuando su altura supere la correspondiente a un distrito de baja densidad (13,5 metros sobre la rasante), dentro de los barrios de Caballito, Coghlan, Palermo, Villa Pueyrredón y Villa Urquiza se deberá presentar el Certificado de Uso Conforme "Finalidad" del Código de Planeamiento Urbano”.

Este documento, a su vez, debía especificar la “factibilidad del suministro del servicio de agua potable y desagües domiciliario avalado por el Certificado de Factibilidad Técnica e Hídrica expedido por la empresa AySA”.

Desplats afirma que “esos permisos no están siendo entregados por AySA porque no hay infraestructura. Las obras no se hicieron y AySA no puede otorgar un permiso a un edificio al que después no puede proveer de agua. Quien firme eso va preso”.

El líder vecinal explica además que “el gobierno nacional, mediante un acuerdo de AySA con la Ciudad, estableció que AySA iba a realizar obras por valor de 300 millones de pesos en los primeros tres años para solucionar la emergencia en esos cinco barrios, y que iban a empezar en el período mayo-junio de 2007 con un plazo de ejecución de dos años. Esas obras todavía no empezaron. AySA está quebrada, el gobierno de la Ciudad no pone plata y el nacional no tiene voluntad”.

Este medio se comunicó con Adriana Lauro, vocera de AySA, quien respondió contundentemente esta información.

“Quien autoriza la construcción del edificio es el Gobierno de la Ciudad. El paso previo es que los barrios alcanzados por ese decreto tienen que ir a AySA y AySA tiene que decir si tiene disposición de servicio inmediato o para cuando lo puede tener”, aclara.

Y sigue: “Podemos decir si tiene el OK y sigue con el resto de los trámites, o que para darle agua tenemos que hacer obras y cuanto tiempo va a llevar esas obras. Como casi siempre las obras las vamos a terminar antes nosotros que los constructores, les damos ese OK”.

Sobre el supuesto acuerdo firmado entre la Nación y la Ciudad, explicó que “se firmó un acuerdo con el Gobierno de la Ciudad pero son obras enormes que están en proceso licitatorio. Son obras más del sistema cloacal”.

Desplats, en cambio, pone en seria duda la obtención de Caputo S.A. de los permisos para construir. “¿Cómo es que el año pasado el gobierno de la Ciudad no entregaba ninguno de esos permisos a edificios de más de 5 mil metros cuadrados y este emprendimiento tiene el permiso para hacerlo? ¿Cómo lo consiguió? Y si no tiene el permiso, ¿Por qué empezó a construir?”, se pregunta sin conseguir respuestas. “Por más que el constructor sea un amigo íntimo del jefe de Gobierno, no implica que no tenga que cumplir con las normativas legales”, explota.

La Política Online se comunicó con Caputo S.A. sin que ningún vocero o responsable lo atienda. Sólo pudo dialogar con una muy amable empleada quien afirmó, tras un breve llamado telefónico a alguna autoridad, que “Tenemos todo en orden, en regla”. Al solicitar más información sobre la documentación y sobre detalles del proyecto, solicitaron que recién el lunes este medio vuelva a comunicarse. Claro que el informante en cuestión tampoco atenderá ese día: “No puedo darte el nombre ni atiende a la prensa”, se excusó la empleada.

Irregularidades y cifras

Hasta este momento, las obras comenzaron hace un mes y recién se hizo la demolición del viejo edificio de Molinos que, como todo gran espacio abandonado en la ciudad, albergó en esos años entre sus muros todo tipo de plagas. Esto también cayó bajo la lupa de los vecinos.

“Por lo que marcan algunos vecinos, no se habrían desarrollado las fumigaciones por el tema de los insectos, ratas y murciélagos, por lo cual acá ha promovido una gran cantidad de problemas con estos animales que nosotros podríamos relacionar con el primer caso de rabia de la ciudad de Buenos Aires, justamente, el barrio de Caballito, hace tres semanas atrás, después de 25 años sin casos de rabia en animales de Buenos Aires”.

A su vez, la duda está instalada sobre esa gran plaza de 10 mil metros cuadrados que Caputo destaca pero sin aclarar cual es el plan para ese espacio. Para Desplats se trata de “un gran centro de recreación semejante a un country privado, con el cual las personas que vivan ahí no tengan que salir para realizar ninguna acción fuera del lugar”. “Vale recordar que la legislación de la ciudad prohíbe la construcción de barrios privados”, se apura en manifestar.

También nombra que en la obra “todavía no hay cartel de obra, lo que marca otra irregularidad. El permiso para demoler tiene que estar constatado por un cartel de obra donde figura el permiso de demolición”.

Según los cálculos de Proto Comuna Caballito, este emprendimiento va a traer al menos 2 mil nuevos vecinos y cerca de 500 coches a un barrio que lidera “desde hace seis años la cantidad de metros cuadrados construídos en la ciudad de Buenos Aires y que en los próximos meses va a llegar a los 40 mil nuevos vecinos desde el año 2002”.

“Esto ha llevado la densidad poblacional de 24 mil a 30 mil vecinos por kilómetro cuadrado en sólo seis años, mientras la ciudad tiene un crecimiento vegetativo muy cercano a cero”, aclaran. El metro cuadrado en la zona para edificios, promedia su valor en los 2.500 dólares.

l
http://www.lapoliticaonline.com/detalle-de-noticia/article/la-torre-de-caputo-la-excepcion-de-caballito/




El Onabe intimó a Macri a cerrar el showroom de Caputo




El organismo nacional que responde a De Vido advirtió al gobierno porteño a clausurar el showroom de ventas que el constructor Nicolás Caputo instaló sobre terrenos nacionales en Caballito. Fue primicia exclusiva de La Política Online.
15:50

El gobierno porteño deberá explicar la cesión de un predio público a Caputo
La torre de Caputo, la excepción de Caballito-->


La denuncia exclusiva de La Política Online sobre una mega obra inmobiliaria que el constructor Nicolás Caputo estaba desarrollando en el acuciado barrio de Caballito, la cual incluía la instalación de un showroom de ventas montado sobre terrenos fiscales, finalmente llegó a las más altas esferas.

El Organismo Nacional de Administración de Bienes del Estado (ONABE), que depende del Ministerio de Planificación de Julio De Vido, intimó al Gobierno de la Ciudad para que disponga el cierre y desmantelamiento del ese punto de venta del emprendimiento Dosplaza Departamentos, perteneciente a la firma Caputo S.A.

Según informa hoy Crítica Digital, fuentes del organismo estatal ratificaron la “absoluta ilegalidad de la construcción que se encuentra irregularmente emplazada sobre un espacio público”, asunto que había hecho público La Política Online con acceso exclusivo a un documento de la Comisión Nacional de Valores.

Desde el Ministerio de Desarrollo Urbano afirmaron no tener notificación oficial alguna sobre la intimación, pero deslindaron responsabilidades en la materia: “Nunca lo autorizamos y por lo tanto no tenemos por qué disponer su clausura”, detallaron en la cartera a cargo de Daniel Chain.

Sin embargo, una semana después de publicada la nota en este sitio, las actividades comerciales de la empresa perteneciente al amigo personal del jefe de Gobierno continuaban desarrollándose ayer con absoluta normalidad.



http://www.lapoliticaonline.com/detalle-de-noticia/article/el-onabe-intimo-a-macri-a-cerrar-el-showroom-de-caputo/




El gobierno porteño deberá explicar la cesión de un predio público a Caputo


La iniciativa surgió por pedido de los vecinos y por la investigación de La Política Online sobre la controversia en la construcción de dos torres en el corazón de Caballito. Es por la usurpación de terrenos cedidos por la Nación, donde Caputo S.A. instaló un showroom. También lo investiga De Vido.
La Política Online 17:31

El Onabe intimó a Macri a cerrar el showroom de Caputo

La torre de Caputo, la excepción de Caballito
-->


Mientras la Legislatura porteña aprobaba la limitación a la construcción inmobiliaria en el ya agotado barrio de Caballito, La Política Online publicaba una extensa investigación sobre la construcción polémica de dos torres en el corazón de ese barrio porteño por parte de Caputo S.A., propiedad del exitoso constructor y amigo de Mauricio Macri, Nicolás Caputo.

Allí este medio daba cuenta de la posible usurpación de tierras del Estado Nacional donde habrían instalado un showroom de ventas para promocionar los 528 departamentos que habrá en las dos torres de 33 pisos cada una.


Hoy, esta profunda investigación de La Política Online, más información provista por la asociación vecinal Proto Comuna Caballito, derivó en un pedido de informes que ya fue derivado al gobierno porteño de Macri.


La iniciativa surgió en el legislador del Frente para la Victoria, Sebastián Gramajo, quien con el escrito obligará al macrismo a dar las razones de la cesión de un predio público a la empresa privada Caputo S. A, quien instaló un salón de ventas en terrenos entregados por la Nación a la Ciudad.


"El doble discurso del gobierno macrista agota. Por un lado, realiza una gestión de fuerte control, recortes de gastos y ajustes en todo el ámbito de la administración pública pero por otro, apoya a los negocios inmobiliarios de sus amigos", expresó el kirchnerista en diálogo exclusivo con La Política Online.


“Existen varias preguntas sin respuesta acerca de la forma en que la Constructora Caputo S.A, obtuvo el permiso para construir en la zona del corredor verde del oeste siendo que el año anterior el gobierno de la ciudad no otorgaba permisos de edificación para construcciones de más de 5 mil metros cuadrados”, aclaró.


En el 2000 un convenio entre el gobierno porteño y ONABE le otorgaba a la ciudad los terrenos para fines recreativos.


Según un comunicado enviado desde el despacho de Gramajo, “el lote en el que se encuentra instalado el salón de ventas se halla administrado por ONABE como parte de los bienes residuales de Ferrocarriles Argentinos. En el predio no se puede realizar construcción alguna que no tenga relación con la actividad ferroviaria o la desarrollada por Morixe hasta que ésta dejo de ocuparlos. Los terrenos del estado no pueden ser cedidos bajo ningún concepto; los derechos de uso adquiridos son intransferibles".


"Que Macri se lo diga a Nicky"


Aquí La Política Online presenta una parte del díalogo que mantuvo con el legislador porteño.


¿Cómo surgió la iniciativa a investigar esto?


Nosotros seguimos el caso con los vecinos de Caballito. Teníamos un proyecto y estuvimos trabajando el tema de las limitaciones a la construcción por pedidos que nos habían hecho los vecinos. Obviamente, mucho de los insumos que tomamos para empezar a trabajar este proyecto son los comentarios y los pedidos de los vecinos.


En nuestro rol de contralor, nuestra obligación es pedir explicaciones al Poder Ejecutivo y que estas versan sobre dos temas. El primero es saber quien autorizó a la empresa constructora a instalar este salón de ventas. Ahí hay que saber si alguien autorizó y en caso que la respuesta sea afirmativa que indique cual es la repartición y los funcionarios que prestaron conformidad, y en caso negativo saber si la ciudad piensa llevar algún tipo de acción por esta obra.


¿Qué se sabe sobre la usurpación de terrenos del Estado?


Esta obra esta cedida para lo que es la ocupación de espacio público, en este caso el parque Caballito para lo que es el Corredor Verde del Oeste. Cuando dentro de los temas estaba esto que el “espacio público no se negocia”, sería bueno que ya que a Macri le gusta servir café, que tome un café con Nicky y le diga “Nicky, el espacio público no se negocia”.


¿La autorización para instalar este showroom y la totalidad de la obra, correspondería a la gestión macrista o se habría iniciado anteriormente?


Esto es lo que estamos exigiendo en el pedido de informes que estamos realizando. Cuándo llega este pedido, quien es el que lo autorizó, y si nadie lo autorizó, que investigaciones se están generando en este sentido. Esto con respecto al showroom.


Después, con respecto a las torres propiamente, si las dos torres de 33 pisos que se están construyendo cumplieron con los estudios de impacto ambiental que exige la ley. El artículo 13 de la Ley 123 dice que las obras proyectadas sobre parcelas de más de 2.500 m2 requieren un estudio de impacto ambiental que implica audiencia pública, un montón de formalidades que no sabemos si se cumplieron.


Otro tema importante es la aplicación del decreto 220, que hace hincapié en una autorización de AySA para conocer la disponibilidad de ofrecer el servicio de agua corriente en este tipo de obras. ¿Está incluído en el pedido de informes esto?


Nosotros lo que pedimos es que nos envíen todo y la adecuación a la Ley. Se firmó el decreto de Telerman, el 220 que usted menciona, que establecía un certificado de estas obras, el cual esta incluído en toda la documentación que exigimos.


Se mete De Vido


Según informa hoy Crítica Digital, el Organismo Nacional de Administración de Bienes (ONABE) -dependiente del Ministerio de Planificación a cargo de Julio De Vido- envió inspectores al showroom que el empresario Nicolás Caputo instaló en terrenos fiscales. El objetivo es comprobar, con los planos de la zona, si el lugar está ocupado ilegalmente.


El Estado nacional le había cedido al gobierno de la ciudad las 17 manzanas, aunque “de forma provisoria”, según confirmaron fuentes del ONABE a Críticadigital. Sin embargo, un arquitecto de Rukán Desarrollos Inmobiliarios -la otra constructora a cargo- aseguró que “el lote donde se encuentra el salón de ventas está administrado por el ONABE, como parte de los bienes residuales de Ferrocarriles Argentinos”.


Desde el organismo federal aseguraron a este medio que “no tenemos registrado ningún pedido de la constructora para usar el terreno”. Rukán, por su parte, trasladó la responsabilidad al dueño original del lote: “Estamos en el terreno porque Morixe nos cedió los derechos y acciones derivados de su posesión pacífica e ininterrumpida durante mas de 20 años”, explicaron, para después aclarar que “nuestra intención es concluir lo antes posible para devolver la tenencia definitiva del inmueble”.


http://www.lapoliticaonline.com/detalle-de-noticia/article/el-gobierno-porteno-debera-explicar-la-cesion-de-un-predio-publico-a-caputo/
------------------------------------
parte 2: Mauricio Macri 6 Meses de Gestión - LOS ESPACIOS PUBLICOS - parte 2

0 comentarios:

Entrada destacada

¿No se crearon puestos de trabajo en los últimos 4 años?

Víctor Hugo transmitió en vivo. 9 de septiembre a las 8:50 · Facebook Mentions · Es #falso que en los últimos años no se creó #emple...

Blog Archive