Lo que circula por los medios

Registro de una época...
Powered By Blogger

16 de septiembre de 2008

Presentaron el Presupuesto y ahora viene la polémica - Los DNU


Martes, 16 de Septiembre de 2008
ECONOMIA › CRISTINA FERNANDEZ DE KIRCHNER FIRMO AYER EL PROYECTO DE LEY, QUE LUEGO INGRESO EN LA CAMARA DE DIPUTADOS

Presentaron el Presupuesto y ahora viene la polémica

El texto oficial prevé un crecimiento del PIB del 4 por ciento, un aumento del superávit fiscal de 3,27 por ciento y una inflación de 8 puntos. Además, se contemplan 600 millones para Aerolíneas, 10.000 para la movilidad previsional y reducción de subsidios para energía.

Por Sebastián Premici

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner firmó ayer el proyecto de ley del Presupuesto 2009, que ingresó en la Cámara de Diputados. Los principales lineamientos fueron explicados por el jefe de Gabinete, Sergio Massa, y el ministro de Economía, Carlos Fernández, durante una conferencia de prensa en la quinta de Olivos. Para el año que viene se espera un crecimiento del PIB del 4 por ciento, un aumento del superávit fiscal del 3,27 por ciento y una inflación de 8 puntos. El dólar se mantendría en torno de 3,19 pesos. Además, se contemplan 600 millones de pesos para los gastos operativos de Aerolíneas y Austral y 10.000 millones para cumplir con la movilidad jubilatoria, mientras que habrá una baja de los subsidios para la energía, el combustible aerocomercial e hidrocarburos. También se incluyen los vencimientos de deuda para el año próximo (mientras que el pago al Club de París corresponderá a la ampliación del Presupuesto 2008). Massa defendió la existencia de los superpoderes y señaló que “son las mismas herramientas que tienen otros gobernantes, como los del PRO”.

“El criterio del Presupuesto 2009 se basará en una administración absolutamente austera y responsable de los recursos del Estado nacional. El objetivo es mantener y consolidar ese equilibrio y ese superávit”, señaló Massa durante la presentación del proyecto, que ya sufrió su primer traspié legislativo. El diputado Walter Agosto renunció a la presidencia de la Comisión de Presupuesto. Según indicaron a este diario fuentes cercanas al legislador, la dimisión se debió a “sus críticas sobre la delegación de facultades, el endeudamiento por el tren bala y la posible prórroga de la emergencia económica” (ver aparte).

El próximo miércoles, el ministro de Economía, Carlos Fernández, concurrirá a la Cámara baja para realizar la presentación formal del proyecto y responder preguntas de los legisladores. A continuación, PáginaI12 presenta los principales ejes del Presupuesto 2009:

- Superávit gemelos: El proyecto de ley prevé un superávit fiscal de 3,27 por ciento del PIB (33.600 millones de pesos). La inflación está proyectada en un 8 por ciento. Mientras que el superávit comercial será de 11.977 millones de pesos (exportaciones por 78.000 millones e importaciones por 66.000 millones).

- PIB: El crecimiento calculado será del 4 por ciento. “A este número llegamos teniendo en cuenta las variables macroeconómicas de la Argentina pero también considerando la realidad internacional, que no es un tema menor”, reconoció Massa.

- Gasto público: Massa y Fernández defendieron las erogaciones que se harán para jubilaciones, pensiones y retiros, que tendrán un crecimiento del 25 por ciento en relación con el presupuesto de este año. La ley de movilidad previsional demandará 10.000 millones de pesos. Por otro lado, el jefe de Gabinete aclaró que el aumento de las partidas del presupuesto de este año (36.000 millones) no representan un aumento del gasto sino “un incremento de recursos” (ver aparte).

- Inversiones: Los funcionarios señalaron que se realizarán “importantes” inversiones desde Aysa en temas relacionadas con el agua, cloacas y saneamientos. También remarcaron las inversiones en vialidad, como la construcción y reparación de caminos y rutas nacionales y provinciales. Además se prevé la construcción de un total de 108.000 viviendas (período 2008-2009). Tanto Massa como Fernández se cuidaron para no hablar del polémico tren bala. En cambio, señalaron que el año próximo se realizarán las obras de soterramiento de la línea Sarmiento (Once–Moreno), la compra de vagones para diferentes líneas de ferrocarriles y la electrificación del ramal Roca.

- Aerolíneas Argentinas y Austral: El año que viene ambas compañías tendrán, según el Presupuesto, un gasto operativo de 600 millones de dólares. El ministro de Economía aclaró que sólo están contemplados los gastos corrientes de las aerolíneas y no la compra de sus acciones.

- Subsidios: El Presupuesto 2009 contempla una reducción de subsidios en diferentes áreas. En el sector energético, el recorte será del 30 por ciento (3000 millones de pesos). De los subsidios a los combustibles en el sector aerocomercial, habrá una merma de 600 millones de pesos (que coincide con la misma cantidad de plata que se destinará al mantenimiento de AA y Austral) y para los subsidios previstos en el sistema del petróleo crudo la disminución será de 2400 millones de pesos. Según indicó Massa, así se “contribuirá al sostenimiento del superávit fiscal”. Como contrapartida, desde febrero se iniciarán las discusiones para una readecuación tarifaria.

- Club de París: El pago de la deuda con el Club de París está contemplado en la extensión de las partidas presupuestarias de este año, a partir del DNU firmado ayer por la Presidenta, que incluye “las herramientas necesarias para que el Ministerio de Economía efectúe el pago”. “La Ley del Presupuesto 2009 refleja también la decisión de la Argentina de cumplir con el programa de vencimientos de deuda para el año que viene”, agregó Massa. Por otro lado, el jefe de Gabinete señaló que hasta 2010 no harán ninguna nueva oferta para los bonistas que quedaron fuera del canje.

- Política industrial: Si bien la proyección del dólar es de 3,19 pesos, algo que no deja muy contento al sector industrial (que reclamaba entre 3,40 y 4 pesos), Massa señaló que el Presupuesto incluye políticas arancelarias y paraarancelarias de importación, para “favorecer el superávit comercial y la industria local”.

- Ciencia y tecnología: El ministerio que conduce Lino Barañao tendrá un incremento de su presupuesto del 42 por ciento, con cuatro áreas destacadas (biotecnología, nanotecnología, desarrollo social y Tics). “Este incremento es importante a los efectos de poner en marcha un fuerte proceso de valor agregado en la cadena argentina”, señaló Massa.

- Educación: El aumento del Presupuesto en educación guarda relación con el incremento de las becas para estudiantes de grado y tecnicaturas, anunciado días atrás por la Presidenta. Serán 30.000 becas (500 pesos para las carreras de grado y 350 para las tecnicaturas). Desde el Gobierno se impulsarán las carreras de ingeniería, sistemas y software.

- Salud: Habrá incrementos para el programa Remediar, mejoramientos de los centros de salud y un fortalecimiento de la política sanitaria que apuntará a la prevención.

- Superpoderes: Algo que dará tela para cortar durante el debate del presupuesto en el Congreso es la delegación de facultades para el jefe de Gabinete. Massa defendió ayer los superpoderes diciendo que el Poder Ejecutivo no tiene ni más ni menos facultades que el Gobierno de la ciudad de Buenos Aires (PRO) o el gobierno de Tierra del Fuego (Coalición Cívica). “Pretendemos tener las mismas herramientas que otros gobernadores o jefe de Gobierno”, arremetió.




Permalink:
http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-111664-2008-09-16.html


---------------------------------------------------------------
Cristina debutó con los DECRETOs DE NECESIDAD Y URGENCIA
Siempre hay una primera vez
Amplía en $36.000 millones el Presupuesto de este año. Los fondos van a financiar mayores subsidios para energía, transporte y alimentos. Incluye el pago al Club de París y la intención de avanzar con el tren bala.


16.09.2008

Día agitado. La Presidenta estampó por la mañana el decreto que radactó Carlos Zannini. Luego partió a la cumbre de Chile.


Pese a que se ufanaba de no haberlo hecho nunca, siempre hay una primera vez. La presidenta Cristina Fernández puso su firma al primer decreto de necesidad y urgencia de su gestión, para autorizar modificaciones presupuestarias por 36 mil millones que serían muy resistidas en el Congreso. Los fondos adicionales apuntan a solventar mayores subsidios al sector energético, a industrias y empresas alimenticias, que este año llegarán a un nivel récord. El DNU incluye la ingeniería financiera para pagar la deuda del Club de París con reservas del Banco Central. Y hasta una partida de 4 millones de pesos para costear “los estudios de factibilidad” del tren bala.

El mismo día que firmó y envió al Parlamento el proyecto de Ley de Presupuesto 2009, Cristina Fernández aprobó por decreto erogaciones que superan en 22% los desembolsos autorizados en el Presupuesto 2008. Se trata de fondos en proceso de ejecución que, si bien no estaban contemplados en el Presupuesto, la mayor recaudación tributaria permite financiar. Vale recordar que la ley de este año preveía un crecimiento de sólo el 4% y una inflación del 7,7 por ciento. Como, en realidad, el crecimiento fue el doble y la inflación, por lo menos, el triple, el Gobierno contó, como en años anteriores, con miles de millones de pesos de recursos no presupuestados.

“En virtud de la calidad institucional, quien habla no ha firmado nunca un decreto de necesidad y urgencia y, sin embargo, esto no fue nunca reconocido”, había dicho la Presidenta durante la primera y única conferencia de prensa que ofreció, a principios de agosto.

Pero, luego aclaró que “los DNU son un instrumento que prevé la Constitución desde 1994, no son ningún invento y, muchas veces, quien ha adoptado estas medidas lo ha hecho porque entendía que podía hacerlo en el marco de la normativa vigente”.
En el ranking anual de firmantes de DNU figura al tope de la lista Néstor Kirchner (60 anuales), seguido por Carlos Menem (54), Fernando de la Rúa (36), y Alfonsín, con sólo 10 en todo su mandato.

De los fondos autorizados en el DNU, la mayor parte se la llevan los subsidios. Unos 15 mil millones de la ampliación presupuestaria irán a cubrir mayores desembolsos a las generadoras eléctricas para mantener las boletas de luz, a los colectivos y subtes para no aumentar el boleto y a la ONCCA, para distribuir entre las industrias alimenticias y los productores agropecuarios.

El decreto contiene, además, la ingeniería financiera del pago a los países del Club de París. La norma autoriza al Tesoro a emitir una letra que colocará al Banco Central a cambio de las reservas que girarán a los bancos centrales acreedores.

Escondido entre los gastos, el primer DNU de Cristina también autoriza un pucho de 4 millones para los “estudios de factibilidad” del tren bala. En el Gobierno aseguran que esos trabajos insumirán entre 6 y 9 meses. En cualquier caso, el lanzamiento en firme de la obra deberá esperar hasta que se tranquilicen los mercados financieros. “Por ahora, el proyecto está dormido”, admiten fuentes oficiales. El contrato con los constructores franceses preveía que las partes quedaban liberadas de las obligaciones si el “riesgo país” de la Argentina llegaba a los niveles actuales.

El decreto, por otra parte, autoriza al Banco Nación a otorgar créditos al Tesoro nacional para gastos de inversión o pago de deuda siempre que no superen el 30% de los depósitos del sector público en la entidad. Aun con esa restricción, la carta orgánica del Banco prohíbe explícitamente conceder préstamos a los gobiernos nacional o provinciales.

La idea original era enviar el texto como proyecto de ley al Congreso. Pero el panorama de trámite fácil se complicó con las modificaciones exigidas a la ley de movilidad, y quedó claro que las divisiones del bloque oficial que surgieron durante la crisis del campo continúan.

La oposición dice que es una “claudicación”

La oposición parlamentaria coincidió en criticar el uso del decreto, que servirá para ampliar la aplicación de gastos de 2008.

“Es una claudicación institucional de la Presidenta, porque ella se había propuesto no firmar DNU, salvo en circunstancias excepcionales, como dice la Constitución”, afirmó el titular del bloque de senadores de la UCR, Ernesto Sanz.

Por su parte, la senadora Fernanda Reyes, de la Coalición Cívica, advirtió que resultaba “extraño que firme un DNU porque la Presidenta había dicho que no lo iba a hacer y porque muestra la tendencia que ya tenía su marido, el ex presidente, que era pasar por encima del Congreso, manejando discrecionalmente los recursos superavitarios, que fueron desde el 2004 hasta ahora 54 mil millones de pesos de los recursos ingresados vía los decretos de necesidad y urgencia”.

Según las distintas fuentes parlamentarias consultadas, la Presidenta optó por la vía del decreto para la modificación presupuestaria de 2008 porque sabía que no lograría sumar los votos necesarios de la tropa justicialista.

Ver nota de opinión Es otro dibujo en la sección Nota de Tapa.

http://criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=11923


---------------------------------------------------------------

opinión
Es otro dibujo

Claudio Lozano

16.09.2008

El nuevo presupuesto mantiene una característica histórica que se repite en todos los presupuestos de Néstor Kirchner desde 2003 a la fecha: el dibujo. En lugar de transformar el debate presupuestario en una discusión de políticas públicas se llevó al Parlamento un dibujo. Se hizo poniendo una pauta de la actividad económica inferior de la que se sabía que iba a existir, subestimando los niveles de precios.

En este momento se está emitiendo un decreto de necesidad y urgencia (DNU) para ampliar el presupuesto 2008, en el que se reconoce que los excedentes de recaudación ascendieron a 38.000 millones de pesos. Cuando uno hace las cuentas en relación al nuevo presupuesto para 2009, la administración nacional estaría ocultando al menos unos 14.000 millones de pesos. Por lo tanto entre uno y otro presupuesto, se ocultaron 52.000 millones de pesos para el debate parlamentario. Si a esto se suma que entre los presupuestos de 2003 a 2007 se ocultó una cifra similar, en la era Kirchner hay 100.000 millones por fuera del debate del Parlamento.

El tema del nuevo presupuesto 2009 no pasa tanto por el nivel de actividad, sino por la pauta inflacionaria, que es del 8% anual, cuando se estima que la inflación anual no baja del 20 por ciento. Hay una parte de la recaudación que queda por fuera del presupuesto. En las definiciones del tema salarial lo único computado son los aumentos de 2008 y no los previstos para el año que viene. En los haberes jubilatorios pasa lo mismo. Y si eso se suma a la reforma que se practicó sobre el artículo 37 de la Ley de la Administración Financiera, que le da margen al jefe de Gabinete de reasignar partidas del presupuesto, se agrava más. No nos parece mal que el Ejecutivo tenga ese margen para modificar las asignaciones, siempre y cuando interprete el criterio original de distribución de las partidas. Este año, comparado con 2007, los problemas de desigualdad cambiaron (deterioro del poder adquisitivo, aumento de los índices de pobreza y especialmente de indigencia) y no hay estrategia seria impositiva, fiscal para frenar esa situación.

Ver nota Siempre hay una primera vez en la sección Nota de Tapa.

http://criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=11924


-------------------------------

presentan el presupuesto 2009

Ajuste para la clase media

Aumento de tarifas y 20% para jubillados. Massa defendió los superpoderes. Dijo que son iguales a los que tiene Macri.


16.09.2008

El proyecto de Ley de Presupuesto 2009 que la presidenta Cristina Fernández envió a Diputados prevé un aumento de jubilaciones cercano al 20%, y el descongelamiento de las tarifas de luz y gas para recortar subsidios, pero no del boleto del transporte público. El jefe de Gabinete, Sergio Massa, retrucó ayer las críticas de la oposición respecto de los llamados superpoderes, con el argumento de que eran facultades iguales a las que regían en las provincias gobernadas por la oposición. El Gobierno pronostica una inflación de sólo 8% para el año que viene y Massa aseguró que “utilizará todas las herramientas para garantizarla”.

El jefe de Gabinete y el ministro de Economía, Carlos Fernández, fueron los encargados de explicar los lineamientos del proyecto oficial en conferencia de prensa en Olivos. Massa confirmó que el Gobierno mantendrá las facultades otorgadas por el artículo 37 de la Ley de Administración Financiera –modificada a instancias del kirchnerismo en 2006– para reasignar partidas por sobre lo que haya decidido el Congreso. El funcionario llegó preparado para enfrentar los principales cuestionamientos de la oposición. Consultado acerca de los llamados superpoderes, distribuyó una hojita con el detalle de las leyes de provincias administradas por la oposición que autorizan a redistribuir partidas igual que los cuestionados superpoderes a nivel nacional: la ciudad de Buenos Aires (Mauricio Macri); Santa Fe (el socialista Hermes Binner); Tierra del Fuego (Fabiana Ríos, Coalición Cívica); y Catamarca (Brizuela del Moral, UCR).

En el proyecto, que anoche todavía no había ingresado en Diputados, Massa adelantó que la partida de haberes jubilatorios tendrá un incremento de 25 por ciento. La previsión considera aprobado el proyecto oficial de movilidad que se discute todavía en el Senado. Una vez descontado el aumento del número de jubilados, el incremento arroja una suba de jubilaciones de entre 16 y 20 por ciento. Según los números oficiales, el impacto de la movilidad en el proyecto de presupuesto fue de 10 mil millones.

En medio de la debacle de títulos públicos y la menor fortaleza política, los funcionarios se esmeraron por destacar los recortes de los cuestionados subsidios para apuntalar el superávit fiscal. La poda más importante recayó sobre los desembolsos públicos para mantener semicongeladas las tarifas de luz y gas. Los subsidios para el área caerán 30% frente a los casi 10 mil millones que se espera que alcancen a fines de 2008.

La contracara de esa poda serán aumentos tarifarios en las boletas de gas y luz, tanto para empresas como para hogares. El jefe de Gabinete aseguró que el criterio oficial de cargar los mayores incrementos en los usuarios de consumos más altos se mantendrá.

En cambio, para los subsidios públicos a boletos de colectivos y subtes, los funcionarios hablaron de una “consolidación” de las partidas. Es decir, en principio no tendrán recortes y subirán sólo de acuerdo con los salarios del sector.

También se recortarán los subsidios al combustible aeronáutico que reciben las aerolíneas por 600 millones, y otros 2.400 millones de desembolsos que reciben las petroleras por un régimen iniciado en 2002.

El presupuesto del año que viene no prevé ningún pago a los dueños de Aerolíneas Argentinas por las acciones de la empresa. Da por sentado que no se desembolsará un solo peso al Grupo Marsans. Sí cuenta con 600 millones para financiamiento operativo de la empresa.

Tampoco, según fuentes oficiales, habría fondos destinados a financiar el tren bala, aunque en los borradores que circularon por el Congreso hablan de una partida de 2.000 millones de pesos.

Moreno seguirá haciendo de las suyas en el INDEC

El proyecto de Ley de Presupuesto prevé una inflación de apenas 8%, un crecimiento económico de 4% y un dólar con una cotización promedio de 3,19 pesos a lo largo del año. Los especialistas aseguran que, al igual que en años anteriores, el Gobierno subestimó ingresos para disponer de fondos adicionales por fuera de la ley votada por los legisladores.

El texto elaborado por el Gobierno consideró una “hipótesis” de inflación de 8% para el año, que da a entender que las estadísticas seguirán manipuladas. Sin embargo, al presentar la pauta, el jefe de Gabinete, Sergio Massa, apuntó que “el objetivo oficial es utilizar todas las herramientas de política económica para garantizar esa meta”. La aclaración quedó en un terreno ambiguo, pero el funcionario la repitió textualmente al responder a otra pregunta. Los economistas que siguen las cuentas públicas aseguran que los números oficiales subestiman los ingresos públicos y dejarán una buena parte de la recaudación real libre para que el Gobierno la reasigne al margen de la Ley de Presupuesto. A diferencia de otros años, cuando el efecto se producía por presupuestar un crecimiento menor al realmente previsto, esta vez será por inflación dibujada. El aumento de precios real inflará la recaudación. La pauta de crecimiento mantuvo el nivel presupuestado para 2008, cuatro por ciento. Sin embargo, en esta oportunidad el número no quedó tan subestimado como este año, que cerrará con un avance cercano al 8 por ciento. Las estimaciones independientes ubican el crecimiento real de 2009 entre el 5 y 6 por ciento.

http://criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=11922


0 comentarios:

Entrada destacada

¿No se crearon puestos de trabajo en los últimos 4 años?

Víctor Hugo transmitió en vivo. 9 de septiembre a las 8:50 · Facebook Mentions · Es #falso que en los últimos años no se creó #emple...

Blog Archive